:: SCOREFILIA :: CDs por TÍTULO, por título de película ORIGINAL / ESPAÑOL :: COMPOSITORES

Thirteen Days

Portada [Be37]

Venta

Amazon.com CD Universe

Puntuaciones

SCOREFILIA4
Scoreland †4,5
Tracksounds4,5
Music From The Movies4,5
Film Score Central †4,5
Filmtracks4
TimT’s Soundtracks †4
Goldenscore4
MundoBSO4
Scoremagacine3,5
SoundtrackNet3
Soundtrack Cinema †3

General

Compositor:Trevor Jones (1949)
Año de composición:2000
Fecha de salida:2000-12-05
Discográfica:New Line Records
Referencia:NLR-90052
Código de barras:0794043900525

Tracks

1.Lessons of History ♥7:53:05
2.The Knot of War7:21:18
3.Missile Threat4:31:40
4.Prayer for Peace3:18:67
5.Our Rules of Engagement ♥5:45:15
6.There Can Be No Deals7:12:08
7.Eve of Eternity4:54:25
8.One Life Left7:13:55
9.Us and the Devil ♥6:32:70
10.Death of Major Anderson4:26:35
11.The Sun Came Up Today5:38:65
12.The Will of Good Men ♥4:56:62
69:45:15

Créditos

Música compuesta por Trevor Jones. Orquestaciones de Trevor Jones, Geoffrey Alexander y Julian Kershaw.

Interpretada por la London Symphony Orchestra, dirigida por Geoffrey Alexander. Orquesta contratada por Isobel Griffiths.

Grabada y mezclada por Simon Rhodes. Editada por Simon Rhodes. Album producido por Trevor Jones y Simon Rhodes.

Reseñas

Con Lessons of History describiríamos sólo una parte de esta imponente partitura de Trevor Jones compuesta para el film de Roger Donaldson THIRTEEN DAYS (2000). Su obertura en forma de suite ha sido alabada por toda la crítica especializada, no sin antes buscar parecidos estructurales en APOLLO 13 (1995), SATURN V, SAVING PRIVATE RYAN (1998) e incluso en la excelente evocación del fin del mundo que compuso Christopher Gordon en ON THE BEACH (2000).

La «crisis de los misiles» permitía a Trevor Jones componer en tonos patrioteros (tópicos de la música de última generación americana) y combinarlos con el misterio y las melodías en alegoría al «fin del mundo».

Pero si en algo podemos distinguir a Trevor Jones es en su estilo inconfundible. Una gran suite nos sirve de primer plato para degustar el resto con el recuerdo de una gran fanfarria patriotera, muy efectiva y muy sinfónica. En este aspecto coincide en estructura con SAVING PRIVATE RYAN (1998), aunque el resto de la partitura de John Williams es muy inferior en intensidad y tiende en cuanto a su melodía central a un acercamiento más que evidente con respecto al GLORY (1989) de James Horner.

Al contrario de algunas voces críticas, la música de THIRTEEN DAYS no me resulta tan ineficaz sin el contexto visual. Seguramente no podría decir lo mismo si ésta hubiera sido rubricada por John Williams, pero por suerte no es así y de esta manera podemos apreciar con toda nitidez la música de uno de los compositores más evocadores. En esta ocasión tenía que dar música, como remarca Andrew Keech en Music From The Movies, a dos situaciones muy distintas: la esperanza y desesperación ante la posibilidad de una guerra nuclear.

La maduración del score de THIRTEEN DAYS fue laboriosa, y no sólo por la distancia que separaba al compositor en Londres de los estudios de California, sino por el sistema que utilizó Trevor Jones para granjearse el favor de Roger Donaldson. Según leemos en Filmtracks el compositor enviaba desde Londres sus versiones en MP3 al equipo de realización; y fue en la capital británica dónde la Sinfónica de Londres interpretó por primera vez la versión orquestal. Efectivamente, THIRTEEN DAYS es ante todo una obra para orquesta con predomino de los instrumentos de cuerda, aunque con un protagonismo percusivo en algunas de las pistas del score, caso de There Can Be No Deals, que nos ponen sobre la pista de DESPERATE MEASURES (1998).

A la magistral obertura de Lessons of history siguen The Knot of War y Missile Threat, temas rítmicos, propios del estilo más genuino de Trevor Jones. Como ocurrió en su precedente FROM HELL (2001), algunas de las pistas decaen en notas de suspense, pero su carácter de thriller militar lo intuiremos por la inclusión de melodías percusivas anteriormente citadas y por los redobles de tambor, otro tópico, porque no decirlo, de este género musical.

Junto a temas como The Knot of War en donde combina los recursos rítmicos con su vocación más lírica, destacaremos pistas de tendencia atmosférica, caso de Missile Threat, tema sin grandes concesiones, pero efectivo en cuanto al desarrollo de la tensión y el suspense.

Tras la exposición de los temas principales en las tres primeras pistas, Prayer for Peace no es más que un retorno a la obertura original en clave de adagio. A lo largo de la partitura localizaremos varios flash backs, Eve of Eternity, Our Rules of Engagement y There Can Be No Deals descubriremos varios temas recurrentes en su obra, los percusivos que destacaron sobretodo en DESPERATE MEASURES (1998) y algunas de las notas más descriptivas del CLEOPATRA (1999).

Algunos temas de desarrollo como One Life Left cuentan con melodías de acción aunque predomina en ellos la atmósfera de suspense. Eso sí, la percusión metálica y la profusión orquestal nos recuerdan al mejor Richard Marvin en su tema marinero para U-571 (2000). Como hizo Hans Zimmer en PEARL HARBOR (2001) la percusión sirve como tópico para describir el mal, esta vez encarnado en los soviéticos. Para Howard Shore los coros masculinos y la percusión también representan el mal de Mordor. Y para Richard Marvin el mal residía en la descripción de las fuerzas navales alemanas encarnada en la percusión.

Us and the Devil es un nuevo flashback de su obertura y su coda. En cambio, Death of Major Anderson rompe con el concepto orquestal —que no percusivo—, pues en esta pista la narración corresponde al sintetizador, a pesar que en su parte final Trevor Jones nos devuelve a la melodía central como homenaje al Mayor Anderson, a la que sigue además un verdadero réquiem en The Sun Came Up Today.

La parte final de la obra, The Will of Good Men es un poco la conclusión que podemos hacernos de este THIRTEEN DAYS: melodías sugestivas, patrioteras, épicas pero sin prescindir ni un ápice del lirismo trevoriano, eso sí, sin abandonar tampoco los temas de misterio y el uso, muy correcto en este caso, de los recursos percusivos.

Estamos, pues, ante una nueva obra de referencia del renovado lenguaje expresivo del mago Trevor Jones.

Valoración: 4

Joan Martínez [2003-08-13]

Referencias

Thirteen Days / Trece días (2000)
Película dirigida por Roger Donaldson. Interpretada por Shawn Driscoll, Kevin Costner, Drake Cook, Lucinda Jenney, Caitlin Wachs, Jon Foster, Matthew Dunn, Kevin O’Donnell, Janet Coleman, etc.

Publicidad

Fri, 5 Mar 2010 01:32:07 +0100